.

 

Este es el camino: Gana Peru


ESTE ES EL CAMINO:
GANA EL PERU

Por: Mirko senda

“…el Perú y sus naufragios debe terminar, la derecha proterva y apátrida es un “chupo” séptico sostenido por unos cuantos mercenarios enquistados en nuestras FF.AA. Con ellos ni confianza ni esperanza, para que gane el Perú hace falta valor, coherencia y dignidad para enfrentarnos a la verdad, de un caduco Estado y una sociedad enajenada, el cambio debe ser democráticamente radical y para ello es necesario, la unidad de socialistas, nacionalistas y patriotas, esta es una actitud revolucionaria… ”

El cerebro del votante es como un laberinto oscuro, es sabido que si una campaña electoral es sucia, demagógica y liderada de manera estúpida, si no marca una senda a su línea programática de gobierno, entonces confunde al votante, ridiculiza su intención de voto y no le votará. La sociedad peruana está abrumada, de falsos datos, opiniones interesadas, informaciones distorsionadas, rumores y chismes mediáticos mientras el caos y la crisis no hay quien lo pare…los peruanos no sabe a quién creerle, los más corruptos y traidores se autodenominan defensores de la democracia y la libertad, por ello reclama dosis de decencia y docencia política que devuelva la esperanza. Quizá se me juzgue por el afán temerario de pretender analizar los sentimientos colectivos de una sociedad peruana enajenada y, en especial de aquellos que tienen una vocación democrática distorsionada o de los que son considerados un accidente demográfico (los que malviven la extrema pobreza, los ancianos, los enfermos, los delincuentes, etc.).  

Nuestro pueblo no está acostumbrado a hablar como piensa, su voz tronchada es un dialecto cómodo a la supervivencia, ágil e intuitivo como mecanismo de defensa ante un sistema corrupto y represivo por ello es casi impredecible su voto, las encuestas solo representan “fotografías” del momento y tendencias revanchistas, sainete de políticos postineros en el ruedo electoral en el que todos ofrecen pan y circo.

Hoy asistimos a una feroz guerra sucia, por suceder al REO CONTUMAZ Alan García, la derecha y la prensa oligarca sin conseguirlo busca polarizar la contienda entre derecha y derecha y excluir o anular a Ollanta Humala y su creciente organización GANA PERU, y se vale de todos los medios, incluidos la CIA y el MOSSAD juegan un papel gravitante en el espionaje, el financiamiento y asesoramiento electoral, alertados de la importancia geoestratégica de Perú y el peligro que para ellos supondría un cambio de rumbo de alzarse la victoria de Ollanta Humala.

Una reflexión necesaria, hoy es que en política la memoria histórica debe ser fundamental, la moral y la decencia deben esgrimir los pilares de una docencia de principios y posturas ideológicas puestas en práctica, las desviaciones o torcer la voluntad de quienes se pretende representar, es censurable y condenable, los errores se pagan muy alto, en la coyuntura actual no existe un manual de psiquiatría que pueda interpretar el juego electoral peruano. En lo personal puedo tener innumerables divergencias con mis correligionarios de izquierda o con los que creía eran de izquierda, me refiero al triunfo de los socialistas en las elecciones municipales de Lima, remarco el triunfo de la izquierda y NO de Susana Villarán, se debió a la movilización espontánea del pueblo que se creyó el cuento de la UNIDAD Y EL CAMBIO, el triunfo en gran medida se concretó por el respaldo decidido de Tierra y Libertad, MNI, Dignidad Nacional y decenas de organizaciones progresistas. Una vez electa Susana Villarán estuvo mal asesorada, fue incapaz de asimilar la victoria con humildad, contagiada de la arrogancia oligarca, se comportó con  desprecio, deslealtad e incoherencia, expulso a sus aliados y rompió la esperanza y su potencial futuro político. Esta actitud es propia de esta derecha rancia desde los orígenes de nuestra vida republicana, llegan al poder y luego se olvidan de lo que prometieron.

Revisada todas las planchas electorales y sus respectivas listas congresales hasta el momento me decanto por apoyar la plancha presidencial de GANA PERU, que es la mejor y que garantiza LA NUEVA ETAPA que  se avecina, aun cuando percibo debilidades en su estrategia comunicacional, falta más articulación, persuasión y optimización, debe salir al frente de manera más enérgica y clara evitar mostrar la sensación de miedo o indiferencia, no debe inhibirse de denunciar los actos de corrupción y de cooptación social, política y electoral, debe denunciar y presentar su alternativa ante la violación de los derechos humanos, su plan de gobierno debe ser personificado es decir todos sus congresistas y dirección política deben masificarlo a nivel nacional. Sin embargo;  esto no basta para ganar,  es urgente trabajar más LA UNIDAD, Ollanta Humala no debe caer en el triunfalismo ni menospreciar la millonaria maquinaria de campaña de los enemigos del Perú los Apristas, Toledistas, Fujimoristas, Solidaridad Nacional, PPC-UN y todos los caimanes del mismo pozo.  
Trabajar la unidad es confluir en UNA UNICA OPCION, y esto pasa por revisar meticulosamente la lista congresal, separar a los oportunistas e infiltrados(futuros tránsfugas) e incorporar en la lista congresal a los más destacados líderes nacionales entre ellos a militantes de Tierra y Libertad, MNI, MDP: Dignidad Nacional, Partido Socialista, fuerzas sindicales, campesinas, indígenas y Universitarias. La presencia de Marco Arana, Alberto Pizango, Diez Canceco, Manuel Dammert y otros compañeros es un potencial activo que no debe ser desaprovechado son experiencia viva de lucha y sacrificio que garantizara un cambio que en sus primeros 100 días deberá adoptar medidas que resuelvan el CAOS Y LA CRISIS POLITICA, ECONOMICA Y MORAL DEL PERU, dichas medidas deben recoger los planteamientos populares:

1.     Modernización del Estado: reducción de cargas administrativas y fiscales, replantear una mayor eficacia de la descentralización, política, administrativa y fiscal.
2.     Equilibrar los costos laborales y de producción en un pacto Estado-Empresa-Sindicatos, que incluyan reformas en salarios y pensiones, en base a un incremento de un 30% del salario básico, homologación de sueldos de políticos, magistrados, jueces, docentes universitarios, sanitarios y militares
3.     Renovar la unidad del mercado con liderazgo del Estado, la recuperación de las entidades y/o reservas de interés estratégico, de conservación medio ambiental y de seguridad nacional.
4.     Diseñar programas de estímulos del asociacionismo micro-empresarial y cooperativista, así como ordenar el comercio abierto (informal)
5.     Fomentar una revolución educativa y de Innovación: investigación, ciencia y tecnología para generar la industrialización que genere empleo sostenible.
6.     Implantar un drástico control y recuperación de activos y pasivos de empresas morosas y evasoras de impuestos. Combatir la estafa inmobiliaria, en telecomunicaciones y transporte terrestre y aéreo.
7.     Implementar un Consejo Nacional Anticorrupción y Anti-impunidad con carácter vinculante en lo penal y político.
8.     Potenciar medidas de apoyo y ahorro financiero a la población: anulación del IGV a los servicios básicos agua, luz y la anulación de la tarifa básica en telecomunicaciones, sanear pensiones a los jubilados y ayuda a los desempleados.   
9.     Crear una comisión sobre desapariciones forzosas y la liberación de presos políticos y la humanización penitenciaria, para la reconciliación y la paz (revisar la memoria histórica y las conclusiones de la CVR)
10.  Incorporarse urgentemente a la alianza estratégica internacional ALBA, UNASUR con negociaciones soberanas e independientes.

Suscribir estas propuestas es estar en el camino correcto, ganarse la confianza de los peruanos, pero cuidado la derecha embustera y demagógica dirá que está de acuerdo, no obstante todos sabemos que jamás gobernara en favor del pueblo sino en su contra. La presencia de “políticos” corruptos o vinculados a actos de corrupción en las elecciones, constituye un alegato contra la indignidad, una burla a la confianza del pueblo por cuanto la función que pretenden se les encomiende con nuestro voto se pudre bajo el peor caciquismo clásico, lo más deleznable de la mafia apadrinada por la oligarquía.

Muchos deberíamos preguntamos qué es lo más indignante el despilfarro, la traición y la manipulación de los gobernantes o la tardía advertencia de los aspirantes a sucederles. ¿Para qué queremos un nuevo presidente?, ¿Para qué queremos una oposición?, si las malas prácticas que destruyen al Perú desde el Belaundismo, el Apra, el Fujimorismo y el Toledismo en gran parte son responsabilidad directa de la “oposición”. Es una vergüenza que Toledo, PPK, los Apristas, Fujimoristas y Castañeda Lossio pretendan dar lección de democracia y buen gobierno o que otros como ellos están acostumbrados a esperar 5 años el turno del poder, acaso estaban CIEGOS Y MUDOS CUANDO SE DESTAPABAN LOS MÁS MISERABLES ACTOS DE CORRUPCIÓN y la masacre de nuestro pueblo, la única respuesta es que son PARTE DEL PROBLEMA. Frente a ello los socialistas, los nacionalistas y patriotas debemos aspirar a un gobierno DEMOCRATICAMENTE RADICAL, romper con todos los vicios y taras del pasado, las ideas nuevas y líderes nuevos es urgente  que junto al pueblo vigilen con atención, estudien con responsabilidad el nuevo sendero a seguir, exijan con ahínco los legítimos derechos y aspiraciones, señalen con rebeldía cualquier desvío o acto de corrupción, capaces de contrastar y actuar con lealtad y coherencia lo que el momento histórico nos demande.

Quizás este sea el penúltimo acto para refundar la república recuérdese que los dubitativos y cobardes no ganan un gobierno, porque aun ganando una elección sino gobiernan a favor del pueblo ya han perdido. Todos los peruanos votaremos por que el Perú y sus naufragios debe terminar, la derecha proterva y apátrida es un “chupo” séptico sostenido por unos cuantos mercenarios enquistados en nuestras FF.AA., de una vez por todas comprendamos que la derecha liderada por la alianza apra-fujimoticinismo-UN siempre ha vivido de nuestros errores, cada vez que negamos la crisis moral, política y económica, cada vez que no  nos interesa la política, cada vez que ciega y mansamente elegimos a los corruptos, cada vez que olvidamos que nuestra libertad y nuestros derechos están siendo pisoteados, cada vez que cobardemente callamos. A esta derecha proterva ni confianza ni esperanza, debemos ser firmes, apretar el nudo, si seguimos fallando la derecha sobrevivirá, entiéndase por favor de vida que tiene la mafia política es sobrevivir robando y matando.
Para que gane el Perú hace falta valor, coherencia y dignidad para enfrentarnos a la verdad, de un caduco Estado y una sociedad enajenada, el cambio debe ser democráticamente radical y para ello es necesario, la unidad de socialistas, nacionalistas y patriotas, esta es una actitud revolucionaria.

Publicado: Enero 2011

Entradas populares

Archivo del blog